webcams porno webcams porno webcams porno



Pulsa en la foto
- 19 anos


Conexion desde su casa
"Imagen real



Pulsa en la foto
- 22 anos


Conexion desde su casa
"Imagen real"


Pulsa en la foto
- Edad 19


Conexion desde su casa
"Imagen real"
Click to this video!


Relato: Lluvia dorada



Relato: Lluvia dorada

Aunque era ya de noche el calor de diciembre se dejaba sentir
e invitaba a estar en cualquier lado menos en la facultad. Una de mis compañeras
parecía estar tan agobiada y necesitada de salir como yo. Acercándome le ofrecí
compartir unas cervezas, lo que aceptó complacida. Susana era una chica de baja
estatura pero de gran presencia. Le gustaba hablar tanto como a mí y se creó
rápidamente un ambiente de gran confianza. La conversación derivó hacia el sexo
y la temperatura de la misma se elevó más que la ambiental. Se la notaba
caliente, le pedí que me acompañe hasta mi casa. Me costaba caminar de lo dura
que tenía la pija.


Por supuesto que una vez en casa además de más cerveza
terminamos compartiendo mi cama. Acompañando mis movimientos de una música
sensual le quité lentamente sus ropas. Su lencería roja le daba a sus firmes
carnes el aspecto de una diosa del amor. Me dolían los huevos de la calentura
que me consumía, los sentía a punto de estallar por mi leche acumulada. Retiré
su corpiño con delicadeza y lamí sus pezones lentamente, uno a uno como
sopesando su sabor. El gusto ácido de su sudor y su olor a hembra en celo me
mareaban y excitaban. Un deseo febril me pedía poseerla de inmediato. Me
arrodillé ante mi hembra y busqué sus ojos como pidiendo autorización para
retirar su bombacha empapada por sus jugos de pasión. Una sonrisa de aprobación
y deseo se dibujó en su rostro. Hize girar la diminuta prenda por sus cortas
piernas y una espesa mata de pelos negros y húmedos apareció a mi vista



- Cómemela toda



Mi lengua comenzó a recorre la concha de la hembra que se me
entregaba hasta instalarse sobre su clítoris inflamado por la calentura. Sus
largos gemidos me acompañaban al mover la lengua en pequeños círculos sobre su
centro de placer. Con sus manos y muslos aprisionaba mi cabeza, casi no podía
respirar, pero por nada del mundo hubiera dejado esa concha que me excitaba
hasta el delirio. Sentí su cuerpo sacudirse en un orgasmo profundo, sudaba
copiosamente y sus gemidos se transformaron en gritos entrecortados por jadeos e
imprecaciones



- No pares, no pares macho cómemela toda, gastame la concha,
dame mássssssss



Yo chupaba y chupaba y tragaba y tragaba más y más flujo y
ella gemía y vibraba en una serie de orgasmos en cadena que la dejaron
totalmente agotada. Cuando por fin liberó mi cabeza y pude alzar la vista sus
ojos estaban en blanco y su cuerpo temblaba levemente, la piel parecía arder,
lentamente, como si le costara moverse llevó mi cara a sus labios y con un largo
y profundo beso limpió los restos de su flujo que quedaban en mis labios. Sonrió
satisfecha y se durmió rendida. Me senté a su lado y me quedé extasiado
observando la belleza infinita de su cuerpo femenino, sus tetas pequeñas pero
firmes, sus bien formadas caderas, la suavidad extrema de su piel y su bien
cuidado bronceado me recordaban a las antiguas sacerdotisas del amor. No se
cuanto tiempo velé su sueño. Despertó de repente...



- Todavía tenés la ropa puesta



Ahora fue su turno de sacar mis prendas una a una. Acarició
mi cuerpo con la yema de sus dedos y me empujó sobre la cama.



- Quiero comer pija



- Es toda tuya


Deslizó su rodilla entre mis piernas para abrirlas y su
lengua caliente recorrió lentamente mis huevos hinchados



- ¿Toda esta lechita es para mí papi?



- Si mi bebita es toda tuya, tomate toda la lechita de tu
hombre, esta rica y calentita



- Me vas a empachar de leche papito



Su lengua se deslizó ahora por el tronco de la verga. Las
sensaciones aumentaron, estaba sobreexcitado y noté que no podría contenerme
mucho más. Ella también lo notó y aumentó la velocidad de la mamada.



- Dame hasta la última gota, para eso sos mi macho la quiero
toda



Por unos segundos perdí toda noción de realidad y 3 o 4
potentes chorros vaciaron mis huevos de su exceso de leche. Mi hembra se ocupó
de no desperdiciar nada. Se lanzó sobre mí y me besó con ganas, ahora yo debí
limpiar los restos de mi leche que cubrían sus labios. Apoyó su cabeza sobre mi
hombro mientras me acariciaba el pecho y la cara



- ¿Ya tenés ganas de mear papito?



La muy guacha sabía perfectamente que después de eyacular los
varones debemos orinar y esperaba ese momento con impaciencia



- ¿Tenés muchas ganas?



- Si mamita muchísimas



Me tomó de la mano y me condujo al baño rápidamente. Se
acostó en la tina



- Meame toda



La sorpresa se debió de haber reflejado en mi cara



- ¿Por qué me mirás así? Meame toda potro



Me paré junto a la tina, apunté a sus tetas y dejé salir un
chorro potente de orina tibia y amarilla. Regué todo su vientre. Abrió su concha
con los dedos y dirigí el chorro hacia allí antes de que comenzara a perder
fuerza



- Meame más papi masssssssss..............



A esta altura ya tenía la verga otra vez totalmente parada y
se me hacía imposible seguir meando.



- Haceme tuya, haceme tu mujer acá mismo



Me arrojé sobre ella y de un envión la clavé hasta los
huevos, la velocidad y la potencia de la arremetida la dejaron sin aliento



- ¿Te gusta que te trate duro yegua?



- Si papi me calienta mucho, soy tu puta dame pija



- ¿Te gusta tener mi pija adentro puta de mierda?



- Si macho me encanta, haceme tu hembra soy tu putaaaaaa...



Volaba de calentura, sacaba la verga casi en su totalidad y
de una sola embestida la enviaba otra vez toda adentro, su flujo empapaba
lentamente mis huevos cuando golpeaban su colchón de pelos enrulados. Susana
apretaba y soltaba la pija con los músculos de su concha al ritmo de mis
arremetidas. Los vaivenes del placer se prolongaron largo rato. Sentí su cuerpo
sacudirse en un espasmo de placer al acabar, al mismo tiempo sentí el mío
sacudido por un espasmo de dolor lacerante.


Había clavado, literalmente, sus uñas en mi espalda y me
rasguñaba desgarrando parte de mi piel. Un hilo de sangre corría por mi cuerpo.
Unas cuantas potentes embestidas me bastaron para inundar su vientre de leche
caliente y abundante, mientras hundía con ganas mis dientes en su hombro que aún
tenía el sabor de mi orina. El olor de esa tina, mezcla de orina, flujo, semen,
sudor de ambos y la sangre de mi espalda era nauseabundo pero al mismo tiempo
muy excitante y provocativo. Después de 2 potentes eyaculaciones estaba agotado
y no podría seguir sin descansar antes un buen rato. Nos bañamos uno al otro,
curó mi espalda lacerada y nos despedimos con un largo beso. Prometió volver
cuando estuviese en celo. Esa ya es otra historia....




Por favor vota el relato. Su autor estara encantado de recibir tu voto .



Número de votos: 0
Media de votos: 0


Relato: Lluvia dorada
Leida: 4569veces
Tiempo de lectura: 5minuto/s





Participa en la web
Envia tu relato
Los 50 Ultimos relatos
Los 50 mejores relatos del dia
Los 50 mejores relatos semana
Los 50 mejores relatos del mes



Contacto
Categorias
- Amor filial
- Autosatisfacción
- Bisexuales
- Confesiones
- Control Mental
- Dominación
- Entrevistas / Info
- Erotismo y Amor
- Fantasías Eróticas
- Fetichismo
- Gays
- Grandes Relatos
- Grandes Series
- Hetero: General
- Hetero: Infidelidad
- Hetero: Primera vez
- Intercambios
- Interracial
- Lésbicos
- MicroRelatos
- No Consentido
- Orgías
- Parodias
- Poesía Erótica
- Sadomaso
- Sexo Anal
- Sexo con maduras
- Sexo con maduros
- Sexo Oral
- Sexo Virtual
- Textos de risa
- Transexuales
- Trios
- Voyerismo
- Zoofilia


Afiliados



telatos porno incesto






















Webcams Chicas de meha-sandal.ru
Todo sobre acuarios
Si te gustan los acuarios, suscribete a neustro canal de youtube !!!
Pulsa aqui abajo .



Datos Legales de acuerdo con las leyes españolas LSSI e internacionales 18 U.S.C. 2257

Portal de contenido adulto administrado por :

Principal | Libro de Visitas | Contáctanos | Envia tu relato | Mis Relatos Porno.com



porno con maduritosporno sado gratisme follo a mi tia relatostrelatos eroticosbixesuales pornoporno violadas dormidascuentos de pornohombres maduros gay follandochicas mamando penesculos perreandoporno con sobrinosrelatos muy cachondosmasajes eroticos lesbicossupositorios eroticosrelatos roticosmaduras follando con el fontanerorelatos sexo con mi abuelaporno tranxesualestias con polla xxxcoños humedorelatos tranxnietas xxxxxx de animalespajearmeporno con guarrasrelatos sexo extremofotos sexo durorelatos seualesfollando con nietahombres desnudos duchassexo porno madresporno bisexuales gratisrelatos marquzerelatos eroticos viejomujer infiel pornoancianos follando gratismorvo cornudofollada autobusrelatos pornos de madurasrelatoseroticos gratisrelatos la finca la cojiporno gratis casadas infielesporno gay peruanolluvia dorada relatosparejas liberales relatosleche porno.comporno madurrasfiliales relatosfollando en cinemasajes de madurasrelatos con suegraporno masturvacionrelatos madurosespiando cuñadaporno sado gratisrelatos maridos cornudosrelatos sexo con fotosfollando esposasrelatos gay españolesrelatos de folladaschupandole las tetasrelatos porno embarazadasmejor trio pornogay duchaspornp gratisrelatos x habladosrelatos gay nuevosfollando a la familiasexo porno travestisrelatos eróticos de incestopaja con amigossexo lesbico durocuraxpicinafotos pollas travestisaccidente porno